martes, 26 de marzo de 2019

Nasa analiza efectos de gravedad artificial en astronautas

La NASA y la Agencia Espacial Europea van a estudiar cómo la gravedad artificial puede ser utilizada en beneficio de la salud de los astronautas. La investigación comenzará el 25 de marzo en el Centro Aeroespacial Alemán.


Durante 60 días, los 24 voluntarios estarán acostados en una cama con una inclinación de 6 grados por debajo de la horizontal, teniendo al menos uno de los hombros de estar en contacto permanente con el colchón. Una vez al día, algunos de los voluntarios van a ser colocados en una centrifugadora, que será girada.

El objetivo es hacer que la sangre fluya de vuelta a los pies, permitiendo a los investigadores recoger datos sobre el potencial de la utilización de la gravedad artificial en favor de la salud de los voluntarios. Se pretende que con los datos obtenidos se pueda comprender mejor cuáles son los efectos gravitatorios necesarios para prevenir el debilitamiento de los músculos.

Los astronautas en misiones espaciales a largo plazo están obligados a practicar dos horas y media de ejercicio por día y luego una dieta rígida, de lo contrario sus músculos y huesos empiezan a debilitarse. Los científicos esperan que, con el recurso a la gravedad artificial, sea posible atenuar los efectos de la microgravedad en la salud.

0 comentarios:

Publicar un comentario